Dicen que en éste mundo hay mucho más de lo que nuestros ojos pueden ver. El mundo está lleno de secretos, claves y simbolismos que a simple vista pueden parecer inentendibles, pero para aquellos que realmente abren sus ojos y ven, dichos detalles pueden significar mucho.

El ejemplo más caro de esto son las letras o iniciales, que más allá de ser simples letras, representan una conexión astrológica con algunos planetas. Pitágoras, aquel filósofo y matemático que todos odiábamos en la secundaria, siempre aseguraba que para que las letras obtuvieran un volumen mucho más significativo, a éstas se les debía proporcionar una equivalencia en número.

Pitágoras tenía la fiel creencia de que el mundo estaba construido sobre el poder de los números, y desafortunadamente para todos nosotros que “éramos buenos en matemáticas pero nos lastimamos la rodilla”, tenía toda la razón. Muchas de las actividades que realizamos, están basadas en los números: desde lo más básico como lo es contar, hasta lo más necesario y común: como lo es hacer el súper.

De todo lo anterior que les acabo de contar, es donde se basa la teoría de los números, o lo que es lo mismo: la numerología. Dicha teoría se encarga    de analizar y descubrir las vibraciones que emiten los números en las personas y a descifrar como podemos utilizarlos en nuestro beneficio. A pesar de que la numerología fue y sigue siendo considerada una “ciencia oculta”, Pitágoras fue el único matemático reconocido que logro comprender a la perfección dicha ciencia.

Pytha, (como le decíamos los cuates), desarrollo una tabla alfanumérica, en donde era más fácil explicar la relación de los números con el universo y las vibraciones que éstos emitían. La tabla es de lo más sencilla y consiste en “transformar” las letras en números y cada número conllevará a su equivalencia astrológica.

La tabla permitiría interpretar las vibraciones de los nombres de las personas, mediante una equivalencia numérica proporcionada a cada letra:

Pitágoras explicaba que la suma total de las letras de un nombre, era correspondiente a un planeta; por ende, el planeta que resultará seleccionado, sería el planeta que regiría y vibraría más fuerte a la persona. Por ejemplo:

JENNIFER = J E N N I F E R = 1 + 5 + 5 + 5 + 9 + 6 + 5 + 9 = 45 = 4+5 = 9

9 = LUNA

El satélite regente para todas las mujeres llamadas Jennifer sería la Luna.

Por otra parte, las vibraciones de los planetas han sido estudiadas desde los “años de la canica”, como decía mi abuela. Los estudiosos de dicha ciencia comentan que los planetas son muy importantes para el desarrollo humano, ya que ellos tienen un tipo de energía único que es capaz de modificar a un mundo y sus habitantes.

Las energías que caracterizan a cada planeta son:

  • Sol: El Sol influencia a todas las personas dándole la energía del yo y de la personalidad. Las personas solares poseen un gran espíritu.
  • Mercurio: Éste planeta se relaciona al pensamiento y todo lo que tiene que ver con la inteligencia. Es un planeta que está también relacionado con las comunicaciones entre los hombres.
  • Venus: Es el planeta del amor e influencia a todas las personas en cuestiones amorosas. También en lo que tiene que ver con la sensualidad y las relaciones amorosas superficiales.
  • Marte: El planeta de la acción, influencia a las personas en relación al espíritu guerrero y a comenzar proyectos. Es la energía masculina, así que desarrolla ése aspecto.
  • Júpiter: Se dice que es el planeta maestro, influencia a las personas en el aspecto de la enseñanza, un planeta que abre puertas y se relaciona con la suerte.
  • Saturno: Éste plantea está relacionado con el tiempo y con los límites. Influencia a las personas poniendo límites y estructurando las relaciones y sobre todo el mundo del trabajo.
  • Urano: Influencia a las personas en cuestiones relacionadas con los cambios internos. Las personas influenciadas por este planeta suelen ser volátiles y también pueden usar su inteligencia para crear nueva cosas, sobre todo relacionadas con la tecnología.
  • Neptuno: Éste planeta influencia a las personas haciéndoles ver cosas que no existen. Gobierna a los poetas y músicos y aquellos que pueden crear con su imaginación mundos soñados.
  • Luna: La Luna tiene influencia sobre las emociones en el ser humano y todo lo que está relacionado con el agua en la tierra. El ciclo lunar está relacionado con el ciclo menstrual y por lo tanto directamente relacionado con la maternidad.

Entonces si regresamos al ejemplo anterior:

JENNIFER = 9 = Luna

Las mujeres de nombre Jennifer están regidas por la Luna: por lo cual las emociones están muy ligadas a éste tipo de personas, mismas que tienen potencial para convertirse en buenas madres.

Así que ahora que conoces el significado alfanumérico de las letras, puedes utilizarlo para armar nuevos diseños. Puedes utilizar piedras relacionadas con los significados de los planetas y crear un contexto mucho más significativo en tus creaciones.

Conoce todos nuestros modelos de iniciales aquí:

http://www.karati.com/index.php?route=product/search&search=inicial&limit=100